De tapas va la historia.

19 enero, 2016

Llevo varios años viendo cómo en mi ciudad, Alcalá de Henares, el tema de las tapas crece y crece, y la verdad cada vez se hace más difícil elegir a qué sitio ir para tomar una, porque en la mayoría de los bares son bien grandes, tanto como para que con que tomes dos sientas que ya has comido o cenado. Y es así. El caso es que yo cuando salgo de Alcalá veo que en las demás ciudades no hay, ni mucho menos, esta oferta de tapas de la que os estoy hablando, te ponen normalmente, con la caña o el refresco, unas patatas fritas o unas aceitunas y dando gracias. Pues no señores, el tema tapas es un tema en el que ganamos todos, los clientes y los bares, y es genial no se por qué no está tan de moda en otros sitios. El único sitio donde puedo compararlo, y tengo que decirlo, es en Granada, también allí encontré tapas de buena calidad y buen tamaño. Es el único sitio donde puedo compararlo con Alcalá de Henares.

El caso es que hace unos meses me mudé a Sevilla, ciudad que adoro, porque a mi marido, debido a condiciones del trbajo, le trasladaron ahí, y por consiguiente yo me fui con él claro. Estoy abriendo un negocio en todo el centro de Sevilla, de tapas claro, quiero hacer algo parecido a lo que se hace en Alcalá de Henares, ofertar tapas grandes, y a buen precio, junto a la bebida que pidan los clientes, a parte de ofrecer raciones, platos combinados… lo de siempre vaya pero que las tapas destaquen. Ea. El caso es que después de encontrar el local perfecto ( o eso creo), he decidio comprar una buena cocina, una cocina en la que mis cocineros se sientan cómodos, y disfruten cocinando la comida de los clientes, una cocina a mi gusto, bonita, y completa. Para ello he contado con los servicios de Andukuin, una empresa instalada en Sevilla, en la que se fabrican e instalan las cocinas a gusto del cliente, tal y como uno quiere. Yo llegué allí, me trataron de una forma bastante amable, y el caso es que desde el primer momento me transmitieron mucha confianza. Les conté los planes que tenía, como quería más o menos la cocina, y se pusieron manos a la obra. Me instalaron ellos mismos los muebles, y la verdad es que no tardaron nada en traerlos, y lo hicieron de una forma muy cuidadosa, y teniendo en cuenta hasta el más mínimo detalle para que no haya ningún rasguño ni nada. Quedó divina al final claro… pero tengo que destacar la gran profesionalidad de esta empresa, sin duda la recomendaría a todo aquel que quiera una buena cocina, a su gusto, y a un precio muy económico.

El caso es que ahora me toca seguir con el inmobiliario, las paredes la decoración… es un trabajo un poco difícil pero en el fondo me gusta yo creo, y más que lo hago con mucha ilusión, quiero ver mi negocio prosperar y dar sus frutos, sus buenos frutos claro. Así que nada en cuanto lo tenga os diré dónde está y cómo se llama, que esa es otra, con lo que tardo yo en elegir nombres y detalles de esos… me van a dar las uvas otra vez. Se aceptan ideas vaya. Ya os digo que mi principal idea es impulsar el negocio de las tapas en otras ciudades, en este caso me toca Sevilla, quién sabe si en un futuro me toca hacerlo en otra ciudad de España, oye que si todo va bien no lo dudaré en ningún momento. Ea, ¡ya puedo empezar a ahorrar para todo lo que tengo en mente!. Luego también es cierto que a nivel internacional también lo echo de menos, irte a un país pedirte algo de beber, y que prácticamente no te traigan nada de acompañamiento… jolín estando acostumbrada a las tapas tan grandes de Alcalá me sabe a poco, nunca mejor dicho. Así que si os animáis alguno a hacer lo mismo que quiero hacer yo pero en otro país, os aconsejaré y daré ideas, sin ninguna duda, contad conmigo.

Deja un comentario